Energía más segura para las aves

El Día Mundial de las Aves Migratorias 2015 pone de relieve la importancia de esforzarse por lograr un futuro de energía limpia, que asegure también la supervivencia de las aves migratorias

Bonn/Nairobi, 8 de mayo de 2015- Apagar las luces no esenciales en las ciudades para que las aves puedan navegar en sus rutas anuales de migración en otoño y primavera; disponer las redes de tendidos eléctricos bajo tierra o readaptarlos para evitar colisiones y electrocuciones fatales de las aves, son todos ejemplos excelentes de medidas que se están adoptando para tratar de lograr que el uso en expansión de la energía en el mundo sea más inocuo para las aves migratorias. Estas medidas deben complementarse con una legislación nacional eficaz y con directrices y políticas de planificación que aseguren que las aves estén protegidas contra los efectos perjudiciales del desarrollo de la energía.

Las aves migratorias, tales como grullas, cigüeñas, aves playeras y águilas, viajan a miles de kilómetros de distancia por las rutas migratorias, atravesando países y continentes enteros.  Pero las presiones que derivan de una población humana creciente, la rápida urbanización, la contaminación, el cambio climático y el uso no sostenible de las áreas naturales están causando la pérdida, la fragmentación y la degradación de los hábitats naturales de los que dependen las aves migratorias. El desarrollo del sector de la energía se suma a estas presiones, ya que millones de aves migratorias se ven afectadas por la expansión masiva de diversos medios de generación y distribución de energía.

"El reto mundial consiste en asegurar que el desarrollo y el despliegue de las infraestructuras energéticas, que son fundamentales para apoyar el desarrollo humano, y de tecnologías de energías renovables, esenciales para la lucha contra el cambio climático, no se produzcan a costa de someter a las especies de aves migratorias ya amenazadas a mayores riesgos de extinción", dice Bradnee Chambers, Secretario Ejecutivo de la Convención sobre la Conservación de las Especies Migratorias de Animales Silvestres (CMS).

Las tecnologías de producción de energías renovables son esenciales, habida cuenta de nuestros esfuerzos por lograr un futuro con bajas emisiones de carbono. Sin embargo, la energía no puede considerarse en realidad sostenible y respetuosa de la naturaleza, si no se tienen en cuenta la biodiversidad y, más concretamente, las aves migratorias.

"Está claro que es necesario producir energías renovables para combatir el cambio climático que afecta a la supervivencia de todas las especies. Pero el desarrollo de esta nueva tecnología no debería perjudicar a las aves migratorias y la biodiversidad del planeta", dice Jacques Trouvilliez, Secretario Ejecutivo del Acuerdo sobre las aves acuáticas migratorias de África y Eurasia (AEWA).

Si no se planifica bien el despliegue de tecnologías de bioenergía, energía eólica, geotérmica, hidroeléctrica, oceánica y solar, puede producir impactos perjudiciales en las aves migratorias, debido a que tales instalaciones pueden formar barreras a la migración y agravar la pérdida y la degradación del hábitat.

"Existen ya soluciones para hacer frente a este desafío y la CMS y el AEWA han encargado la elaboración de directrices internacionales que incluyan medidas prácticas para hacer que tanto los tendidos eléctricos como las energías renovables sean inocuos para los animales migratorios, en particular las aves. Una buena planificación para evitar que se ubiquen parques eólicos en cuellos de botella de las rutas de migración o para que los cables de alimentación sean más visibles a fin de evitar colisiones de aves son solo algunos ejemplos" dice Trouvilliez.

Celebrado el 9-10 de mayo en más de 80 países con el tema "Por una energía favorable a las aves", el Día Mundial de las Aves Migratorias 2015 se destacará la importancia de que se apliquen tecnologías energéticas que permitan evitar y reducir al mínimo los impactos sobre las aves migratorias y sus hábitats.

Los eventos que se celebren para conmemorar el Día Mundial de las Aves Migratorias comprenderán festivales de aves, programas de formación, excursiones de observación de aves, presentaciones y un concurso internacional de vídeos. Se volverá a organizar también un concierto benéfico para fomentar la sensibilización y recaudar fondos para la conservación de las aves migratorias.

Iniciado en Kenya en 2006, el Día Mundial de las Aves Migratorias se celebra el segundo fin de semana de cada mes de mayo por un número creciente de personas y organizaciones que se ocupan del tema en todo el mundo. La campaña anual de sensibilización ha sido organizada por la CMS y el AEWA, dos tratados intergubernamentales sobre la fauna silvestre administrados por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA).

La campaña de 2015 se ha podido realizar gracias a la contribución voluntaria del Ministerio Federal Alemán de Medio Ambiente, Conservación de la Naturaleza, Construcción y Seguridad Nuclear (BMUB) al AEWA. La campaña mundial cuenta con el apoyo de varios asociados internacionales, entre ellos BirdLife International, Wetlands International, la Secretaría de la East Asian-Australasian Flyway Partnership (Asociación de la Ruta de migración Asia oriental-Australasia) (EAAFP), el Consejo Internacional para la Conservación de la Caza y la Fauna Silvestre (CIC) y el PNUMA.

 

NOTAS PARA LOS EDITORES

Directrices Internacionales - Posibles soluciones

En una resolución adoptada por la Conferencia de las Partes en la CMS en su reunión más reciente, celebrada en Quito (Ecuador) el pasado año, se decidió que se realicen evaluaciones ambientales estratégicas así como evaluaciones del impacto ambiental al planificar la utilización de tecnologías de energías renovables, evitando las zonas protegidas existentes y otros sitios de importancia para las especies migratorias. 

Con referencia específica a la energía eólica, en la resolución se solicita que se realice una planificación física cuidadosa prestando especial atención a la mortalidad de las aves (en particular de las especies que son de larga vida y tienen baja fecundidad) debidas a la colisión con las turbinas eólicas.

Las directrices encargadas conjuntamente por la CMS y el AEWA para evitar o mitigar el impacto de las redes de tendidos eléctricos en las aves migratorias están ahora disponibles aquì:

http://www.worldmigratorybirdday.org/energy

 

Ejemplos de medidas

En los Países Bajos, todas las líneas de distribución de energía eléctrica de baja y media tensión se han instalado bajo tierra y este proceso se está llevando a cabo en Bélgica, el Reino Unido, Noruega, Dinamarca y Alemania. Se ha eliminado, por tanto, o reducido en gran parte el problema de la electrocución en estos países.

Para reducir el riesgo de electrocución, la ONG húngara MME ha desarrollado una cubierta de plástico para los brazos metálicos de las torres de alta tensión y, como el 80 por ciento de las cigüeñas blancas en Hungría colocan y construyen sus nidos en los postes de electricidad, se han instalado plataformas de seguridad  para evitar que se electrocuten las aves.

Hay otras medidas poco costosas de implementar, tales como la instalación de marcadores o desviadores del vuelo de las aves en los cables aéreos y tensores y el uso de flashes estroboscópicos como las luces de advertencia de aviones, ya que la iluminación continua tiende a atraer a las aves.

Se espera que la práctica aplicada con éxito en Alemania de marcar los cables de los tendidos eléctricos por lo menos cada cinco o diez metros para hacerlos más visibles para las aves, contribuya a reducir al menos en un 50$ las tasas de colisión.

Son también muy importantes el diseño y la colocación de las torres de alta tensión en paisajes forestales. Por ejemplo, conviene que las estructuras no sobresalgan por encima de la copa de los árboles.  El seguimiento realizado en Francia en los últimos 20 años ha mostrado que aplicando espirales deflectores en las líneas eléctricas a intervalos regulares para que las aves puedan detectar más fácilmente los obstáculos se puede lograr una reducción de las colisiones y las consiguientes muertes.

Reducir al mínimo la construcción de nuevos tendidos eléctricos, mediante una planificación eficiente de las redes así como la instalación en forma dispersa de los generadores de energía es otro modo de evitar la electrocución y las colisiones de las aves. El diseño de la ubicación, la ruta y la dirección de los tendidos eléctricos de acuerdo con unos mapas de zonificación nacionales que eviten en lo posible los hábitats importantes para la conservación, tales como áreas importantes de aves, áreas protegidas, sitios Ramsar y otros sitios críticos, constituyen un componente esencial de las evaluaciones del impacto ambiental.  Deben excluirse desde el comienzo los sitios que constituyen importantes cuellos de botella.

Se ha demostrado una solución eficaz el cierre temporal de las turbinas eólicas a petición en determinados lugares y en momentos específicos, tales como el período de máxima afluencia de aves en la temporada de migración.  Cuando se aplicó esta medida en España, el número de muertes de buitres leonados se redujo a la mitad con una pérdida de generación de energía de menos del 0,1%.

La actual carencia relativa de infraestructuras eléctricas en África ofrece la oportunidad de evitar los errores cometidos en otros lugares en el pasado, si se siguen las directrices internacionales.  En cambio, existe también la posibilidad de un desastre para la fauna aviar si no se aplican.

Extensión del problema (ejemplos)

Se estima que cientos de miles de aves mueren cada año por electrocución y decenas de millones de aves por colisión con los tendidos eléctricos solamente.

Esta previsto que para el finales de 2015 se habrán construido 76,2 millones de kilómetros de tendidos eléctricos en todo el mundo, a menudo prestando la mínima consideración de su impacto ambiental.  Se prevé también que durante los próximos cinco años se construirán otros 5 millones de kilómetros de nuevas líneas eléctricas. 

El corredor migratorio que va del Valle del Rift al Mar Rojo es el segundo corredor más importante de aves migratorias.  Cada año lo utilizan más de 1,5 millones de aves de 37 especies, entre ellas rapaces, cigüeñas, pelícanos y grullas.  Solamente en la costa del Mar Rojo, se dispone de un potencial para generar 20 GW anuales de electricidad mediante sistemas de energía eólica y en varios países de la región se han elaborado planes nacionales en los que se propone aumentar la aportación de la energía eólica a la producción nacional de electricidad. 

Se cree que la instalación de 68 turbinas eólicas en el archipiélago de Smola en Noruega ha contribuido a la disminución de la población reproductora local de pigargos europeos, mientras que se estima que las más de 5.000 turbinas de Altamont Pass instaladas en California (Estados Unidos de América) matan unas 1.000 rapaces cada año. 

Se ha calculado que en Sudáfricase llegan a matar aproximadamente el 12% de la población de Grullas Siberianas anualmente en el área de Overberg del Cabo occidental por colisiones con los tendidos eléctricos. Se ha estimado también que en el sur de África se matan cada año entre el 11% y el 15% de la población mundial de Avutardas de Namibia por colisión con los tendidos de transmisión eléctrica de alto voltaje.

Un millar de víctimas mortales puede parecer un número insignificante, pero para algunas especies de aves de lenta reproducción, tales como las aves de presa, las grullas, las avutardas y las lechuzas, incluso unas pérdidas reducidas pueden causar la disminución de algunas poblaciones y hasta la extinción local y regional.

Otras citaciones

"La migración anual de aves es una de las grandes maravillas naturales y una fuente de inspiración para las personas en todo el mundo. El Día Mundial de las Aves Migratorias no es solo una excelente oportunidad para celebrar estas maravillosas criaturas y sus viajes increíbles, sino que representa también una oportunidad para sensibilizar al público acerca de las numerosas amenazas con que se enfrentan a lo largo de sus recorridos", dice Jacques Trouvilliez, Secretario Ejecutivo del Acuerdo sobre las aves acuáticas migratorias de África y Eurasia (AEWA).

"No hay duda de que el desarrollo y el despliegue de energías renovables entrañan una importancia vital si queremos poner fin a nuestra dependencia de los combustibles tradicionales. La Asociación de BirdLife se compromete a asegurar una planificación, evaluación y seguimiento adecuados de las infraestructuras renovables, con el fin de evitar efectos perjudiciales para las aves y la naturaleza", dice Patricia Zurita, Jefa Ejecutiva de BirdLife International

"El mensaje fundamental del Día Mundial de las Aves Migratorias de este año es que la transición a un futuro de energía verdaderamente verde y limpia deberá incluir también métodos de producción y transmisión de energía sensibles a la fauna silvestre y especialmente las aves, así como medidas concertadas por los gobiernos, las organizaciones que se ocupan de la conservación de la naturaleza, los científicos y el sector energético para que puedan obtenerse las ventajas de la energía sostenible en beneficio de las personas, las aves y la naturaleza", dice Bradnee Chambers, Secretario Ejecutivo de la Convención sobre la Conservación de las Especies Migratorias de Animales Silvestres (CMS).

La Convención sobre las Especies Migratorias (CMS)

La Convención sobre la Conservación de las Especies Migratorias de Animales Silvestres (conocida también como la Convención de Bonn, por la ciudad alemana en la que se firmó) tiene como objetivo conservar las especies migratorias terrestres, acuáticas y de aves, en toda su área de distribución. Es un tratado intergubernamental, concluido en el marco del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, que se ocupa de la conservación de la fauna silvestre y los hábitats a escala mundial. Desde la entrada en vigor de la Convención, ha ido aumentando constantemente el número de sus miembros, comprendiendo actualmente 120 Partes, pertenecientes a África, América Central y del Sur, Asia, Europa y Oceanía.

La CMS y sus distintos acuerdos sobre las aves migratorias reúnen a los gobiernos y otras partes interesadas para coordinar y elaborar ulteriormente políticas mundiales aplicables a las rutas migratorias, para asegurar que todos los corredores aéreos del mundo se beneficien de un mecanismo de coordinación que promueva la cooperación a nivel de base entre los países involucrados.

Para más información, sírvanse visitar el sitio web: http://www.cms.int

El Acuerdo sobre la conservación de las aves acuáticas migratorias de África y Eurasia (AEWA)

El Acuerdo sobre la conservación de las aves acuáticas migratorias de África y Eurasia (AEWA) es un tratado intergubernamental elaborado en el marco de la CMS, que se ocupa de la conservación de las aves acuáticas migratorias que migran a lo largo de la ruta migratoria de África y Eurasia. El Acuerdo abarca 255 especies de aves que dependen ecológicamente de los humedales por lo menos durante una parte de su ciclo anual. El Tratado abarca 119 Estados del área de distribución de Europa, Asia, Canadá, Medio Oriente y África. Actualmente, (al 1º de mayo de 2015) 74 países y la Unión Europea (UE) son Partes Contratantes del AEWA.

Sírvanse visitar el sitio web del AEWA: http://www.unep-aewa.org

Enlaces relacionados:

Día Mundial de las Aves Migratorias www.worldmigratorybirdday.org

Declaraciones para dar relieve al Día Mundial de las Aves Migratorias 2015 http://www.worldmigratorybirdday.org/content/statements/

Eventos del Día Mundial de las Aves Migratorias 2015: http://www.worldmigratorybirdday.org/events-ma

Contactos:

Florian Keil,Coordinador del Equipo de comunicaciones conjuntas de las Secretarías del PNUMA/CMS y del PNUMA/AEWA.

Tel: +49 (0) 228 8152451, Móvil: +49 0151 14701633, florian.keil@unep-aewa.org

Veronika Lenarz, Información Pública, Secretaría del PNUMA/CMS
Tel:+49 (0) 228 8152409, veronika.lenarz@cms.int

Sala de prensa del PNUMA
Tel: +254 725 939 620; unepnewsdesk@unep.org

 

 

Last updated on 08 May 2015