Conservación en conectividad: un elemento clave del Marco de Biodiversidad Global a partir de 2020

Bonn, 2 de noviembre 2018.La familia de la CMS marcó el curso para el desarrollo de sus contribuciones al Marco de Biodiversidad Global a partir de 2020, que se prevé que proporcionará un «nuevo acuerdo con la naturaleza» para toda la comunidad internacional.

Tras dos años de su adopción, el marco a partir de 2020 presenta la oportunidad de dar visibilidad a las especies silvestres migratorias y promover su conservación.

La semana pasada, el Comité Permanente de la CMS (celebrada entre el 23 y 24 de octubre de 2018 en Bonn) respaldó la creación de un Grupo de Trabajo (GT) dedicado al desarrollo de las contribuciones de la familia CMS al Marco Mundial para la Biodiversidad a partir de 2020. El Comité del Periodo de Sesiones del Consejo Científico de la CMS formó originalmente el GT el pasado junio y, actualmente, está formado por miembros de ambos órganos subsidiarios, así como por ONG y las Secretarías de la familia de CMS. Por lo tanto, este GT conjunto sirve como punto de unión entre la ciencia y la política. Se planea que la séptima reunión de las Partes del Acuerdo sobre las Aves Acuáticas Afroeurasiáticas (AEWA), celebrada entre el 4 y 8 de diciembre de 2018 en Durban (Sudáfrica), fomentará la participación de la Secretaría del AEWA en el GT y sus contribuciones al proceso.

La primera reunión del GT conjunto, celebrada el 25 de octubre, reconoció que las especies migratorias y sus necesidades pueden representarse mejor en el marco mediante el concepto de conectividad. La conectividad es una palabra clave para la CMS y su familia, las únicas herramientas legales a nivel regional o global destinadas a la conservación de animales migratorios.

 

El concepto de conectividad se ha convertido en un aspecto cada vez más importante durante las últimas tres décadas como resultado de la modificación de los ecosistemas y los subsiguientes descensos en la biodiversidad, consecuencia de las influencias humanas directas e indirectas, la eliminación de vegetación (con sus consiguientes pérdidas de hábitat), la alteración de los regímenes de incendios, la invasión de especies exóticas y el cambio climático.

La administración de la conservación en conectividad es un enfoque estratégico para abordar las amenazas a la biodiversidad y ayudar a vincular hábitats en paisajes marinos y terrestres, lo cual puede permitir a las especies desplazarse y a los ecosistemas adaptarse a medida que cambian las condiciones. Ello, por su propia naturaleza, requiere de cooperación transfronteriza.

Con la perspectiva de promover el concepto, la CMS ha solicitado, en nombre de la familia, que la IPBES realice una evaluación de la conservación en conectividad, concretamente de la conectividad migratoria. Se ha previsto que forme parte de una propuesta de una evaluación temática más amplia relativa a la conectividad, la cual enviarán de forma conjunta varias Secretarías de la Convención, incluidas la Convención de las Naciones Unidas de Lucha contra la Desertificación (UNCCD) y otras convenciones relacionadas con la biodiversidad, como la de Ramsar.

Teniendo en cuenta el proceso del desarrollo del marco a partir de 2020 en relación con el Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB), que se aprobará dentro de tres semanas en la COP14 de Sharm el-Sheij (Egipto), el GT conjunto ha diseñado su propia hoja de ruta que culminará en la India con la decimotercera reunión de la Conferencia de las Partes de la CMS en febrero de 2020. Se espera que la COP13 impulse la adopción del marco a partir de 2020 por parte de la COP15 del CDB, y que se convierta en la plataforma principal para crear una dinámica y un compromiso político relativos a la conservación de la flora y fauna silvestres.

De manera paralela al exhaustivo proceso de consulta de la CDB, que sentará las bases de elaboración del marco, el GT conjunto desarrollará aportaciones concretas que deberán finalizarse antes del próximo verano, de conformidad con los plazos límite de la COP13. El Consejo Científico y el Comité Permanente las revisarán y aprobarán. Tras la aprobación oficial de la COP13, las aportaciones de la familia de la CMS relativas al Marco de Biodiversidad Global se transmitirán a la COP15 del CDB (China, octubre de 2020).

Mientras tanto, la familia de CMS planea participar en todas las fases principales del proceso y otros foros relevantes, así como organizar eventos paralelos con la intención de promover sus aportaciones.

El primer evento paralelo de esta serie tuvo lugar el pasado domingo 28 de octubre al margen de la Convención de Ramsar sobre los Humedales (COP13) en Dubái. El evento, titulado «Connectivity Conservation, Towards 2020 and Beyond» (Conservación en conectividad: 2020 y más allá), se convocó de manera conjunta con la Secretaría del Ramsar y el Departamento de Medio Ambiente y Recursos Naturales de Filipinas, que actualmente preside la COP de la CMS.

Este evento ilustró la manera en que la CMS se ha centrado en problemas y aspectos relacionados con la conectividad, en cooperación con otras organizaciones, al definir las prioridades de las estrategias de conservación y al generar contactos, estrategias de cooperación y esfuerzos compartidos en todos los países y continentes para la supervivencia a largo plazo de animales migratorios y la preservación de sus hábitats.

Se celebrarán algunos eventos similares al margen de la COP14 del CDB y del MOP7 del AEWA. Este último, que tendrá lugar el 4 de diciembre de 2018, presentará iniciativas desarrolladas en virtud del Acuerdo para promover la conectividad en zonas con aves acuáticas.

 

Last updated on 12 December 2018

Type: 
News item