¿Qué son las EPANB?

Aunque en un principio fue una iniciativa del Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB), las Estrategias y planes de acción nacionales en materia de biodiversidad (EPANB) han sido adoptadas por muchos Acuerdos Multilaterales sobre el Medio Ambiente (AMUMA), entre ellos la Convención sobre la Conservación de las Especies Migratorias de Animales Silvestres (CMS). Resumiendo, las EPANB se consideran herramientas que se utilizan en la aplicación de los AMUMA. En la 10ª Conferencia de las Partes del CDB (COP), celebrada en Nagoya (Japón), se decidieron las Metas Aichi para la biodiversidad: una de ellas fue el mandato asignado a todas las partes, de elaborar y aplicar las EPANB para 2015.

Las EPANB pueden considerarse también compuestas por una serie de elementos (por ejemplo leyes y procedimientos administrativos, agendas de investigación científica, programas y proyectos, actividades de comunicación, educación y sensibilización del público y foros de diálogo entre ministerios y entre múltiples interesados directos) que en conjunto proporcionan los medios para alcanzar los tres objetivos del CDB, constituyendo por tanto la base de la aplicación nacional del mismo. La segunda generación de EPANB, o las EPANAB revisadas, han tendido a ajustarse a esta definición más amplia, pareciéndose más a un proceso de planificación que a un documento definitivo. Este proceso de planificación también es pertinente para otras convenciones y acuerdos relacionados con la diversidad biológica.

Las EPANB tratan de adoptar enfoques eco-sistémicos, destacar la importancia de la biodiversidad y los servicios eco-sistémicos para la identidad, la sostenibilidad y el desarrollo nacional, evaluar las amenazas a la biodiversidad y establecer objetivos de implementación. Resulta, por tanto, fácil ver en qué forma su aplicación efectiva puede producir una serie de efectos multinivel y disciplinarios. Las EPANB se consideran ahora la herramienta principal en un enfoque eco-sistémico de la biodiversidad y la gestión de la conservación.

Las especies migratorias en las EPANB

Por más que en las EPANB se tengan en cuenta las cuestiones fundamentales que atañen a la biodiversidad, a menudo no se logra integrar en ellas a las especies migratorias que pueden no ser endémicas o pueden constituir un componente fundamental de la biodiversidad local. No obstante, en general, las especies migratorias son a menudo parte importante de la biodiversidad local, nacional y regional. En consecuencia, la integración de las especies migratorias en las EPANB puede ser efectivamente tan importante como la integración de las especies endémicas.

Dado que las especies migratorias se consideran una parte ya integrada a los objetivos de conservación y uso sostenible de la biodiversidad de los países, no pueden ni deben constituir objetivos de una herramienta de aplicación separada. Como tales, su integración en las EPANB puede considerarse muchas veces no sólo importante para la conservación de las especies migratorias, sino también para los objetivos generales de biodiversidad y sostenibilidad nacionales. Además, se alienta a las EPANB a hacer frente a las amenazas directas, tales como el cambio climático, la contaminación y las especies exóticas invasivas, que a menudo pueden producir efectos más marcados sobre las especies migratorias.

Podrá encontrarse más información en: http://nbsapforum.net/, un foro que ofrece apoyo sobre medidas prácticas y la aplicación en relación con las EPANB hasta 2020.

Last updated on 27 March 2014